31 mar. 2009

A distancia (parte 1)

Hoy en día internet ha hecho posible que millones de personas por lo general tímidas puedan tener pareja, un apoyo indispensable para la mayoría de las personas. Pero estas relaciones son inevitablemente a distancia. Y qué complicadas son estas relaciones...."El roce hace el cariño" es una verdad absoluta. Estar el día a día sin esa persona que te apoya, que te da cariño, que te ama, es muy duro. Hoy en día gracias a los medios de comunicación esa barrera de la distancia se hace mucho más llevadera. Pequeñas cosas como una llamada perdida antes de dormir, o una al despertar se hacen imprescindibles. Tener la certeza de que la persona amada está constantemente a tu lado (aún a cientos o miles de Km) da cierta paz, tranquilidad y seguridad. Pero cómo serían las relaciones a distanciaa en épocas sin teléfono, sin internet y demás privilegios actuales. Los enamorados se escribían cartas de amor, que recibían con entusiasmo. Pero la espera tenía que hacerse larga, infinitamente larga. Pensemos por ejemplo en la época en la que aún el medio de transporte más rápido eran los carruajes tirados por caballos. Una carta desde Barcelona a Madrid (por ejemplo) podía tardar semanas. Semanas.....Las cartas se convertían en su pequeño tesoro, en lo que más querían, guardándolas con mucho cuidado en un cajoncito. Llegaba la carta y con prisas era abierta, primera ojeada para ver la extensión y finalmente la lectura. Sonrisas, lágrimas, melancolía, ganas de contestar....Esa carta había sido escrita por su amor, con su puño y letra. Estaban enamorados de la letra, de la firma, del sello de cera que cerraba la carta con el estandarte familiar. Olían el papel buscando un pequeño olor que les recordara la presencia de su amado. Y sobre todo, se esforzaban al máximo exponiendo sus sentimientos para paliar el profundo pesar, pues larga y dolorosa sería la espera de la nueva noticia. Y qué tristeza aquella en la que con impaciencia esperan la llegada del cartero y no dejaba nada en sus buzones."Mañana quizá" debían pensar. Hoy en día no concebimos esa idea, vivir sin noticia alguna de tu pareja durante tanto tiempo nos pondría en estado poco menos que ansiedad. Pero ahí estaban, seguían amándose, y esperaban el tiempo que hiciera falta hasta volverse a reencontrar. Una pareja de hoy que lleve la relación a distancia se caracteriza entre otras cosas por pasarse horas y horas frente al ordenador con videollamadas, constantes alertas al teléfono móvil, y muchos , muchos te quiero. Tenemos esta gran ventaja sobre nuestros antepasados, pero también hemos perdido la ilusión por una noticia, la emoción de recibirla en el buzón, las prisas por verla y por contestarla, la magia de las relaciones a distancia.

"Y no me puedo despedir de vos sin antes expresar el profundo amor que le profeso. Ya sabe que desde siempre le he esperado y así lo haré, es una promesa de amor que va acompañada con la bendición de Dios, y nadie podría alejarme de vos... Le amo eternamente. Desde mi rincón para ti,
Tuya por siempre, Sofía. "

(Final copiado y ligeramente modificado de Google).

12 vueltas más:

Josito dijo...

Bueno, mejor no opino de las relaciones a distancia, pero no hace mucho tiempo, yo también coleccionaba cartas y largas esperas para la visita del cartero...Me gustó mucho el texto, de verdad. Si más pienso, más creo q debemos pasar una noche todos juntos.

maloles dijo...

Hmmm... soy bastante escéptica. Pero una de mis mejores amigas está saliendo con un griego, y mira... se quieren como nada.
Así que, quien sabe... depende de la pareja, supongo.


Muas!

Menda dijo...

Bueno, las relaciones a distancia no están mal siempre y cuando haya un horizonte que alcanzar.

Stanley Kowalski dijo...

Todo tiene su lado bueno y su lado malo, como bien decís, las relaciones epistolares tenían un gran encanto y romanticismo, pero eran eternas. Ahora es el presentismo absoluto, pero no creo que exista ese romanticismo de antes.
Me gustaría saber si tenés o tendrías una relación a miles de kilómetros de distancia. . .

Gracias por tu comentario, sos muy amable, ahora me incluyo en tus seguidores.

BESOS

belalugosisdead dijo...

no me gustan las relaciones en la distacia, pero entiendo lo qe quieres decir. Ahora no damos tanta importancia a esos gestos de atención porque recibimos demasiado y s muy facil darlos. No los valoramos, los damos por supuesto

Siento no haber participado en la semana de los colores pero ultimamente estoy disperso.
Nos leemo

Sinfónica dijo...

Nose que decir, creo que tienes una camara en mi vida y este texto es para mi... yo estoy en eso y supongo que tu tambien no? o es solo un escrito, pues bueno, se lo que es tooodo eso, porque lo estoy pasado.
Pero no creo que haya diferencia entre este tiempo y el anterior, puesto que el amor es el mismo desde antiguos tiempos, lo de esperar las sorpresas depende mucho de cada persona... vamos a ver cuanto se aguanta!

estoy_viva dijo...

Pues gracias a este invento fui una de las que se beneficiaron encontrando al que fue mi pareja, sirve como aperitivo pero hasta que no estan delante de el sin la pantalla de un ordenador no se puede decir encontre el amor.
Interesante tema.
Con cariño
Mari

lys dijo...

Es algo que le envidio a mi madre, sus cartas amarillas. Ya no se reciben, en el buzón sólo se recoge propaganda y facturas (con suerte ya pagadas por el banco) Eso si, tengo unas notitas que me escribió un enamorado en segundaría que las guardo atadas con lazos rosas. Jejejeee!! Algo es algo!!

No creo que pudiera estar en una relación a gran distancia, soy demasiado dactíl, pero quién sabe... a veces las cosas son como son y el amor, si es amor espera. Es una ayuda la tecnología que duda cabe. Escuchar la voz y ver la sonrisa de la persona amada es maná para el alma.

Me ha gustado mucho este post, y por ello te dejo un beso.

Stanley Kowalski dijo...

Vine a visitarte y a desearte que pases un buen domingo.

BESOS

Stanley Kowalski dijo...

Gracias Antoñito, sos encantador. Tenés mucha razón, a mí los premios me emocionan profundamente, pues para mí son una muestra de afecto, son mimos que me hacen.

BESOTES

LatitadeAlmendras dijo...

a mi no me gustan nada las relaciones a distancias. una relación de amistad, vale, pero de pareja? eso que mierda es!?!

todos los días miro el buzón con la ilusión de encontrarme una carta(que no sea del banco, ni facturas) o una postal

estoy_viva dijo...

Te deseo unas agradables vacaciones de Semana Santa.
Nos leemos despues de ellas.
Con cariño
Mari